Cinco claves para comprender el coaching

¿Sabemos realmente en qué consiste el coaching? ¿Sabemos qué hace un coach?

Quién no ha escuchado hablar del coaching hoy en día. Es un término que se ha puesto muy de moda y, poco a poco, su práctica se va extendiendo. Pero, ¿sabemos realmente en qué consiste? ¿Sabemos qué hace un coach? Como suele suceder con algo nuevo que empieza a instaurarse, al principio hay una cierta confusión entre los límites de una cosa y otra  ya que estos son difusos. DE hecho, tendemos a definirlo de varias maneras, y, por lo general, ninguna es muy precisa o profundiza lo suficiente. Por ello, he decidido aclarar un poco tanta vaguedad e intentaré hacerlo de modo sencillo, dejando aquí lo que considero que son las 5 claves para comprender mejor el coaching. No se trata de daros una definición más de las tantas que se han hecho, sino de compartir aquellos puntos que caracterizan al coaching distinguiéndolo de otros procesos o terapias. Las primeras dos claves las podemos ver en la misma definición que hace la ICF (International Coach Federation) cuando dice que “el coaching profesional se fundamenta en una asociación con clientes en un proceso de acompañamiento reflexivo y creativo que les inspira a maximizar su potencial personal y profesional”. Para las otras cuatro ya tendríamos que ir a una sesión de coaching para apreciarlas (o buscar una definición o descripción más exhaustiva), pero aquí las dejo todas:
  1. Es un proceso de acompañamiento.
  2. Maximiza el potencial personal y profesional.
  3. Se trabaja para alcanzar un objetivo, mediante objetivos.      
  4. Se extraen recursos y superan obstáculos.         
  5. Un coach es, básicamente, una persona que sabe hacer buenas preguntas para generar conciencia.
Vale decir que hay tantos objetivos como aspiraciones tenga la persona. En este camino, el coach la acompañará en la consecución del objetivo que desee por medio de preguntas a las que damos el nombre de “poderosas”, las cuales además ayudan a que el coachee, o cliente, rescate recursos y descubra cómo superar sus obstáculos. El coach parte del supuesto de que todo coachee tiene las respuestas y recursos necesarios dentro de sí mismo (lo cual permite, además, que el coachee descubra su potencial y contribuir así a su desarrollo personal). Se trata, entonces, de ayudarlos a que los encuentren, despertando y generando en ellos conciencia de sí mismos y de su alrededor. Por ello, personalmente, me gusta definir el coaching como un proceso de toma de conciencia, porque creo que, en su estado más puro, es básicamente esto. Te invito a considerar el coaching como una opción para ti y a descubrirlo.   Macarena Tobías Martín

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

Las personas Cambian, Claro que Sí

Leer más

¿Para qué sirve la terapia de pareja?

Leer más

Terapia familiar para ayudar a superar una depresión

Leer más